Hígado:

El hígado es la mayor víscera del cuerpo pesa 1500 gramos. Consta de dos lóbulos. Las vías biliares son las vías excretoras del hígado, por ellas la bilis es conducida al duodeno. Normalmente salen dos conductos: derecho e izquierdo, que confluyen entre sí formando un conducto único: el conducto hepático, recibe un conducto más fino, el conducto cístico, que proviene de la vesícula biliar alojada en la cara visceral de hígado. De la reunión de los conductos císticos y el hepático se forma el colédoco, que desciende al duodeno, en la que desemboca junto con el conducto excretor del páncreas. La vesícula biliar es un reservorio musculomembranoso puesto en derivación sobre las vías biliares principales. Contiene unos 50-60 cm3 de bilis. Es de forma ovalada o ligeramente piriforme y su diámetro mayor es de unos 8 a 10 cm.

La vesícula biliar:

No es más que un depósito de bilis que cuando el quimo está en el duodeno se contrae y expulsa la bilis para metabolizar las grasas sobre todo. Cuantas más grasas ingerimos, más bilis necesitamos para digerirlas, por eso una persona con inflamación 6 piedras en la vesícula no debe comer grasas, ya que cada contracción que haga la vesícula para soltar la bilis resultara muy dolorosa.

La vesícula biliar no fabrica la bilis, es un almacén.

INTESTINO DELGADO

Está formado por el duodeno, el yeyuno y el íleon, en orden descendente. Al final hay un esfínter, el esfínter ileocecal.

Las funciones del intestino delgado son:

  • Mezcla del quimo con el jugo intestinal, bilis y jugo pancreático
  • Formación del quilo
  • Paso del quilo al intestino grueso
  • Absorción

El quilo ya está desprovisto prácticamente de nutrientes, pero todavía se puede absorber de él el agua.

FUNCIÓN MECÁNICA

Hay ondas mezcladoras y ondas peristálticas. La regulación de estos movimientos se produce mediante reflejos locales (distensión de paredes intestinales por el nervio vago) y mediante hormonas: La presencia de las distintas moléculas produce la secreción de colecistoquinina, gastrina y motilina, que activan las ondas, y enteroglucagón y secretina, que las inhiben.

FUNCIÓN DIGESTIVA

DIGESTIÓN DE CARBOHIDRATOS

El pH en el intestino delgado es oscila entre 7 y 8. La amilasa pancreática termina de hidrolizar el almidón, la dextrina y el glucógeno que quedaban.

Las disacaridasas atacan a los disacáridos (sacarosa y lactosa) quedando glucosa (80%) galactosa, fructosa, manosa, xilosa y arabinosa (10%).

La lactosa no puede ser digerida por deficiencia en la secreción de lactasa en algunos niños. Esto provoca diarreas y dolores intestinales.

DIGESTIÓN DE PROTEÍNAS

Endopeptidasas Los jugos poseen proteasas que activan las enzimas. Tripsina, elastasa y colagenasa se activan e hidrolizan las proteínas a péptidos más pequeños.

Tripsinógeno ! Tripsina

!

Quimotripsinógeno ! Quimotripsina Proelastasa ! Elastasa

Exopeptidasas Escinden los enlaces terminales carboxi y amino. Se segregan en forma de proenzimas:

  • Procarboxipeptidasa ! carboxipeptidasa
  • Proaminopeptidasa ! aminopeptidasa

DIGESTIÓN DE LÍPIDOS

A nivel del estómago hay una lipasa gástrica, aunque la digestión de los lípidos no comienza realmente hasta que no llegan al intestino delgado. Para que tenga lugar, es necesaria la emulsión de las grasas.

Tipos de lipasas:

  • Lipasa pancreática.
  • Lipasa entérica. Segregada por las células epiteliales intestinales. Actúa sobre los triglicéridos.
  • Fosfolipasas (
  • Diesterasas. Son de origen pancreático. Producen glicerol-fosforilcolina y glicerol-fosfatocolina.
  • Colesterol esterasa.

y


). Actúan sobre los fosfolípidos. Son de origen pancreático.

En el intestino se absorben los monoglicéridos, ácidos grasos, glicerina y colesterol.

DIGESTIÓN DE ÁCIDOS NUCLEICOS

En el intestino delgado actúan las nucleasas (1), nucleotidasas (2) y nucleosidasas (3) presentes en el jugo gástrico:

1 2 3

Ác. Nucleicos ! Nucleótidos ! Nucleósidos ! Bases púricas y pirimidínicas

El intestino grueso es la penúltima porción del tubo digestivo, formada por el ciego, el colon, el recto y el canal anal. El intestino delgado se une al intestino grueso en el abdomen inferior derecho a través de la válvula ileocecal. El intestino grueso es un tubo muscular de aproximadamente un metro y medio de largo. La primera parte del intestino grueso se llama ciego. El intestino grueso continúa absorbiendo agua y nutrientes minerales de los alimentos y sirve como área de almacenamiento de las heces.
El intestino craso procede embriológicamente de la parte del asa intestinal primitiva que sufre menor número de flexuras. Al completar el intestino un giro positivo de 270° (contrario a las agujas del reloj) en torno al eje de la arteria mesentérica superior, el comienzo del intestino craso se encuentra en la fosa ilíaca derecha. Teniendo en cuenta que existe un punto fijo (la cloaca primitiva que posteriormente originará el ano), el recorrido que hace el intestino primitivo dibuja perfectamente el futuro marco cólico del adulto. El marco cólico encuadra las asas yeyunales e ileales, que tienen situación inframesocólica.
Anatómicamente el intestino Grueso
Topográficamente comienza el intestino craso en la papila ileal, en el ciego, que es el apéndice primitivo. El ciego es intraperitoneal, así como el apéndice vermiforme. El colon ascendente se adosa a la pared posterior y se hace secundariamente retroperitoneal. En la base del hígado, el colon cambia de dirección en la flexura cólica derecha y se hace colon transverso, que pende con una longitud variable, unido a la pared abdominal posterior por el mesocolon transverso. Vuelve a cambiar de dirección en la flexura cólica izquierda, y pasa a colon descendente, que también está adherido a la pared abdominal posterior.
En el colon predominan las bacterias comensales que sintetizan vitamina K y ácido fólico como:
•    Escherichia coli.
•    Enterobacter aerogenes.
•    Streptococcus faecalis.
•    Clostridium perfringens.
La flora del intestino craso colabora en la conversión del almidón y sus derivados a d-glucosa para que ésta sea absorbida, en el proceso libera metano CH4 (en forma gaseosa), el cual se absorbe en función a las necesidades fisiológicas como cadenas de ácidos grasos.
Relaciones de las porciones del intestino grueso
•    Ciego y papila ileal: el ciego es la primera porción del intestino grueso. Es casi siempre intraperitoneal. En su continuación a colon ascendente pasa de intra a retroperitoneal. Por ello se forman unos recesos en el arranque del mesoapéndice y unión ileocecal. La papila ileal está en el sitio por el que el íleon terminal va a desembocar en el ciego. Esta desembocadura se realiza por medio de una abertura longitudinal rodeada de músculo circular (el longitudinal se continúa directamente con el colon ascendente y el ciego). Su función es posiblemente retrasar el progreso del contenido intestinal hacia el intestino craso.
•    Apéndice vermiforme: es un divertículo u órgano vestigial que aparece en el intestino craso (sector del ciego), sumamente infiltrado por células linfoides. Su longitud es variable (2-15 cm, como promedio 9 cm), así como su posición en el abdomen (ventromedial al ciego, retrocecal, subhepático, etc.), que depende en gran medida de la amplitud del mesoapéndice. Es de gran interés diagnóstico por la frecuencia con la que se inflama, dando lugar a la apendicitis aguda y si derrama su contenido a la cavidad abdominal, se vuelve peritonitis. Éste no tiene funciones digestivas conocidas, aunque es un sitio donde se cumplen respuestas inmunes.
•    Colon ascendente: se extiende desde el ciego hasta la flexura cólica derecha (impresión cólica en la cara inferior del hígado, formándose el ligamento hepatocólico). Se relaciona con las asas de intestino tenue, riñón derecho, y porción descendente del duodeno, además de las estructuras musculares de la pared posterior: psoas, cuadrado lumbar, transverso del abdomen, nervio femoral, cutáneo femoral lateral, ilio-hipogástrico, ilio-inguinal y génito femoral: vasos gonadales, arteria ilíaca interna y hueso ilíaco completan las relaciones.
•    Colon transverso: de la flexura cólica derecha a la flexura cólica izquierda. Retenido por el mesocolon transverso. Su borde de inserción pasa a lo largo de la cabeza y cuerpo del páncreas. Su fusión con el omento mayor determina sus relaciones anatómicas: hígado, estómago, porción descendente del duodeno, páncreas, bolsa omental, bazo. Un repliegue de peritoneo, el ligamento frenocólico une el diafragma con la flexura cólica izquierda.
•    Colon descendente y sigmoideo: posee unas relaciones muy parecidas a las del colon ascendente en cuanto a la pared abdominal. Progresivamente se inclina hacia la línea media para continuarse con el colon sigmoideo, especie de “S” que hace el colon antes de continuarse con el recto a nivel de S3. El colon sigmoideo tiene su mesocolon, con vértice hacia la bifurcación de la arteria ilíaca común izquierda. De ahí se bifurca en dos partes para cada una de las curvas del colon sigmoideo. El mesocolon sigmoideo se relaciona por detrás con órganos de la cavidad pélvica, el uréter, el músculo piriforme y la arteria ilíaca interna.
Irrigación del intestino grueso
La parte derecha del intestino grueso recibe ramas de la arteria mesentérica superior. A partir de la mitad del colon transverso, la parte izquierda recibe ramas de la arteria mesentérica inferior, 1) arteria cólica izquierda; 2) arterias sigmoideas; 3) la rama terminal es la arteria rectal superior. Las ramas de la mesentérica superior e inferior se anastomosan en el colon transverso. Las venas llevan un curso análogo al de las arterias y van a confluir en la vena mesentérica inferior, que se une a la esplénica y mesentérica superior para formar la vena porta hepática. todos desembocan en la vena porta
Histología del intestino grueso
No presenta glándulas, ni vellosidades ni pliegues circulares. Presenta, en la túnica serosa, evaginaciones. Una evaginación llena de tejido adiposo constituye un apéndice omental.
En el intestino grueso hay una gran cantidad de exocrinocitos caliciformes. Las poblaciones celulares epiteliales son las mismas del intestino tenue.
Neuronas estrelladas eferentes multipolares heterópodas forman parte de los ganglios intraparietales parasimpáticos.
Inervación del intestino Grueso
Es doble, con un sistema intrinseco y uno extrinseco El sistema nervioso intrinseco: contiene las porciones correspondientes del Plexo Enterico, que forman parte del sistema nervioso Enterico, el cual esta constiruido por: el Plexo submucoso (de Meissner) que esta ubicado en la capa submucosa (sensitivo) El plexo Mienterico (de Auerbach) dirige el peritaltismo intestinal, se encuentra entre la capa muscular longitudinal y la capa muscular circular(motor). El plexo Subseroso es el más superficial cubierto por el peritoneo. El sistema nervioso extrínseco contiene fibras parasimpaticas que vienen del plexo celiaco y activan el peritaltismo y fibras simpaticas que inhiben las contracciones intestinales.
Exploración del intestino grueso
El intestino grueso se puede explorar mediante:
•    Enema opaco.
•    Endoscopia: según la profundidad a la que se introduzca el endoscopio, se puede realizar una rectoscopia, rectosigmoidoscopia o sigmoidoscopia y colonoscopia, que puede ser parcial si no se llega a visualizar todo el intestino grueso y total si se alcanza hasta el ciego.
•    Tomografía axial computarizada:
Enfermedades del intestino grueso
•    Cáncer de colon.
•    Diverticulitis.
•    Colitis ulcerosa.
•    Enfermedad de Crohn
•    Estreñimiento.
•    Angiodisplasia.
•    Enfermedad de Hirschsprung.
•    Colitis isquémica.
•    Colitis infecciosa.
•    Gastritis.
•    Apendicitis
Detalle de algunas malformaciones del intestino grueso o medio
Las malformaciones de esta porción del intestino, pueden ser: Anomalías de los mesenterios, como la hernia retrocólica. Anomalías de la pared abdominal, donde la más común es el onfalocele. Anomalías del conducto onfalomesénterico, como el divertículo ileall. Defectos en la rotación, como el colon izquierdo (diferente posición a la común). Atresias, estenosis y duplicaciones que pueden ocurrir en cualquiera de los segmentos del intestino y que mantienen los patrones ya estudiados. Se detallan a continuación algunos ejemplos las citadas malformaciones: La luz del duodeno se oblitera durante el segundo mes del desarrollo para recanalizarse después, si este fenómeno no se produce de manera correcta pueden aparecer malformaciones. En una estenosis del intestino, la luz de la porción caudal es más estrecha que la de la cefálica. Si la luz no se recanaliza, persiste una obstrucción total, entonces se presenta una atresia. De las malformaciones intestinales una de las más frecuentes es el onfalocele, producido cuando no regresan las asas a la cavidad abdominal. En la hernia pueden encontrarse además del intestino, el hígado y el bazo, cubiertos por el amnios a esto se le denomina gastrosquisis. Esta malformación se acompaña frecuentemente de defectos cardiacos y alteraciones cromosómicas; en estos casos, generalmente es incompatible con la vida.
Otro defecto de la pared abdominal es la gastrosquisis; la misma es una hernia directa de las asas intestinales en la cavidad amniótica; en la cual las vísceras no están cubiertas por peritoneo ni por amnios, lo que puede causarles daño al estar en contacto directo con el líquido amniótico.

El páncreas es un órgano que segrega enzimas digestivas que pasan al intestino delgado y produce hormonas, como la insulina y el glucagón, que pasan a la sangre. Las enzimas pancreáticas ayudan en la ruptura de carbohidratos, lípidos, proteínas y ácidos nucléicos en el quimo. Tiene forma cónica con un proceso unciforme medial e inferior. En la especie humana, su longitud oscila entre 13 y 18 cm, tiene un ancho de unos 4 cm y un grosor de 5 centímetros; con un peso de 30 g. La cabeza se localiza en la concavidad del duodeno o asa duodenal formada por la primera, segunda y tercera porciones del duodeno.

Función

El páncreas es una glándula mixta y como tal tiene dos funciones, una función endocrina y otra exocrina.

La función endocrina es la encargada de producir y segregar dos hormonas importantes, entre otras, la insulina y el glucagón, a partir de unas estructuras llamadas islotes de Langerhans. En ellas, las células alfa producen glucagón, que eleva el nivel de glucosa en la sangre; las células beta producen insulina, que disminuye los niveles de glucosa sanguínea; y las células delta producen somatostatina.

La función exocrina consiste en la producción del Jugo pancreático que se vuelca a la segunda porción del duodeno a través de dos conductos excretores: uno principal llamado conducto de Wirsung y otro accesorio llamado conducto de Santorini (se desprende del principal). El jugo pancreático está formado por agua, bicarbonato, y numerosas enzimas digestivas, como la tripsina y quimotripsina (digieren proteínas), amilasa (digiere polisacáridos), lipasa (digiere triglicéridos o lípidos), ribonucleasa (digiere ARN) y desoxirribonucleasa (digiere ADN).

Partes del páncreas

El páncreas se divide en varias partes:

  • Cabeza: Dentro de la curvatura duodenal, media y superior.
  • Proceso unciforme: Posterior a los vasos mesentéricos superiores, mediales e inferior.
  • Cuello: Anterior a los vasos mesentéricos superiores. Posterior a él se crea la vena porta. A la derecha de la cabeza.
  • Cuerpo: Continúa posterior al estómago hacia la derecha y ascendiendo ligeramente.
  • Cola: Termina tras pasar entre las capas del ligamento esplenorenal. La única parte del páncreas intraperitoneal.
  • Conducto pancreático: Llamado también Conducto de Wirsung. Empieza en la cola dirigiéndose a la derecha por el cuerpo. En la cabeza cambia de dirección a inferior. En la porción inferior de la cabeza se une al conducto colédoco acabando en la ampolla hepatopancreática o de Vater que se introduce en el duodeno descendente (segunda parte del Duodeno).
  • El conducto pancreático accesorio(llamado también Conducto de Santorini), se forma de dos ramas, la 1ª proveniente de la porción descendente del conducto principal y la 2ª del proceso unciforme.

El canal común que lleva la bilis y las secreciones pancreáticas al duodeno está revestido por un complejo circular de fibras de músculo liso que se condensan en el esfíter de Oddi a medida que atraviesan la pared del duodeno.

Embriología

El páncreas se desarrolla a partir de un proceso inductivo entre el revestimiento endodérmico del duodeno y el mesodermo esplácnico con la consecuente diferenciación de dos esbozos. El esbozo pancreático ventral que guarda íntima relación con el colédoco, y el esbozo pancreático dorsal que está situado en el mesenterio dorsal.

A consecuencias del crecimiento diferencial el duodeno rota hacia la derecha, y con él, el brote pancreático ventral se desplaza dorsalmente, para situarse inmediatamente por debajo y detrás del esbozo dorsal; posteriormente, se fusionan el parénquima y el sistema de conductos de ambos esbozos para conformar el órgano. El esbozo ventral forma una parte de la cabeza del páncreas y el resto de la glándula deriva del esbozo dorsal. El parénquima pancreático deriva del endodermo de los esbozos que forman una red de túbulos, a comienzos del período fetal, se desarrollan los acinos a partir de agrupaciones celulares que rodean los extremos de dichos túbulos. Los islotes pancreáticos se desarrollan a partir de grupos de células que se separan de los túbulos y se sitúan entre los acinos. La secreción de insulina, glucagón y somatostatina se inician durante el período fetal temprano.

Se desarrolla a partir de la 5° semana, en la parte caudal del intestino anterior, a partir de brotes endodérmicos dorsal y ventral. El borde ventral forma el proceso unciforme y la cabeza pancreática. Gira hacia atrás y se fusiona con el brote dorsal que formará la parte restante de la glándula. Cuando esta fusión no ocurre dará origen a una enfermedad que se llama Pancreas divisum[1] Los cordones se diferencian en acinos los cuales a futuro producirán enzimas digestivas como la amilasa y la lipasa entre otras.

Localización

El páncreas es un órgano impar que ocupa una posición profunda en el abdomen, adosado a su pared posterior a nivel de las primera y segunda vértebras lumbares junto a las suprarrenales, por detrás del estómago, formando parte del contenido del espacio retroperitoneal. Por estas razones es un órgano muy difícil de palpar y en consecuencia sus procesos tumorales tardan en ser diagnosticados a través del examen físico